Pàgines

dijous, 20 de febrer de 2014

A la luz de Philippe Jaccottet



Esta misma semana un gran libro aterriza en las librerias francesas, en la prestigiosa colección Biblioteca de la Pléiade de Gallimard: las obras de Philippe Jaccottet, que en el verano de 2015 cumplirá 90 años.


1.700 páginas con los libros principales de su creación poética durante décadas, que incluye grandes libros de prosa, como los 3 volúmenes de La semaison, cuadernos donde consigna notas de lectura, sueños, paseos, que abarcan desde 1954 a 1998,  o el impresionante Truinas, escrito a la muerte del amigo poeta André du Bouchet. Como Antoni Clapés dice muy bien en un prólogo reciente, "una escriptura cabdal del nostre temps".

Aprovechando ese momento estupendo e inusual, pues pocos autores vivos están incluidos en ese magnífico monumento de las letras francesas (ahora el poeta suizo-francés hará compañía al checo-francés Kundera, que vuelve al ataque en abril con una nueva novela, La fiesta de la insignificancia, también en Gallimard, y esperemos que no mucho más tarde en Tusquets), dos editoriales, Eumo/Café Central y Lleonard Muntaner, acaban de publicar dos títulos al catalán: Rèquiem y A la llum de l'hivern, ambos traducidos por el poeta y editor Antoni Clapés, con quien hemos compartido tantas tardes-noches de poesía intensa en Laie Pau Claris. Estos poemas elegíacos fueron escritos en el dolor de la muerte de seres queridos.

En castellano hay disponibles una decena de títulos, muchos traducidos admirablemente por Rafael-José Díaz, uno de los cuales, El paseo bajo los árboles, Cuatro editor, 2011, son prosas estupendas que, como en muchos otros lugares de la obra de Jaccottet, (como en Paisajes con figuras ausentes, 1976) relatan emotivos y emocionantes paseos alrededor de su casa, en Grignan (Provenza) percibiendo la luz del atardecer sobre un árbol o sobre unas sencillas flores al lado del camino, como una revelación capaz de impulsar la palabra poética y sacarla de la reticencia donde la palabrería ambiente la ha refugiado.

Es muy destacable su labor traductora, por ejemplo de El hombre sin atributos y los Diarios de Robert Musil, varias obras de Rilke, Ingeborg Bachmann, también de Leopardi y Ungaretti, de Mandelstam, de Góngora, etc...

En fin, invitamos a los lectores a disfrutar de esta obra inmensa, siempre en guardia con no "embellecer" retóricamente la belleza simple de estar vivos y respirando en la efímera luz del mundo.

José, de Laie Pau Claris